Islas Lamu y Mafia, un paraíso en África

Nadar con delfines, alojarse en una casa arbórea en la costa, bucear entre peces tropicales multicolores: las islas de Lamu y Mafia, frente a la costa oriental de Africa, ofrecen estos placeres y muchos más.

lamu1.jpg Las islas tienen una historia interesante, que incluye incursiones de caníbales desde Madagascar y árabes ricos que construyeron mansiones opulentas en Lamu. Ambas están en el centro de la cultura swahili, que dio lugar a la lengua local que más se habla en el continente, el kiswahili.

Para llegar a Lamu es necesario volar hasta la vecina isla de Manda y tomar un bote hasta Shella, una aldea en el extremo oriental de Lamu.

Los habitantes han conservado en gran medida su modo de vida tradicional. El asno sigue siendo el medio de transporte principal en callejuelas demasiado estrechas para el paso de vehículos.

Los visitantes afortunados podrán ver y nadar con delfines que se acercan a la costa para alimentarse de los cardúmenes cerca de los manglares y los arrecifes de coral.

Los delfines no hacen caso de los “dhow”, los tradicionales botes de vela triangular, y uno puede acercarse tanto que escucha cuando expulsan el aire por el espiráculo.

En Lamu el autor de esta nota se alojó en una casa de piedra renovada, construida por un mercader árabe que se instaló allí y se casó con una mujer del lugar en el siglo XIX. La pareja no tuvo hijos y después de su muerte, los parientes de la mujer no pudieron mantener la propiedad, que finalmente se derrumbó. Un residente de la isla la reconstruyó como alojamiento para turistas. Cada noche, los huéspedes pueden cenar en el tejado: generalmente es un plato picante basado en la pesca del día.

Los sultanes árabes omaníes que dominaron la costa oriental de Africa se asentaron en Lamu antes de pasar a Zanzíbar. Dejaron atrás largas calles estrechas y tortuosas, y 13 kilómetros de playa prístina que ahora es la principal atracción turística de la isla.

lamu2.jpg La isla de Mafia incluye uno de los parques marinos más grandes de Africa, el de la bahía de Chole. La mayor parte del parque se encuentra menos de 20 metros por debajo de los niveles promedio de la marea, y presenta vistas espectaculares de la vida submarina, tanto para el buceador experto como para el novato. Bahía Chole tiene algas multicolores, corales blandos y duros, manglares y pastos submarinos.

En el refugio se intenta preservar la enorme variedad de vida silvestre marina y terrestre de Tanzania. En la zona se encuentra la Reserva de Vida Silvestre Selous, la mayor de Africa, y los vastos manglares del delta del río Rufiji, una de las principales de desove de peces en el Africa oriental.

El archipiélago de Mafia incluye la isla Chole, donde los viajeros se alojan en grandes casas arbóreas junto al mar, rodeados por manglares y vegetación tropical. Desde las plataformas de observación, en el crepúsculo se observan los grandes murciélagos comoros que salen en busca de los frutos tropicales que son su alimento.

Un paseo por la aldea es como retroceder en el tiempo. La bicicleta es el medio de transporte más moderno. Los nativos recorren la playa al bajar la marea para atrapar calamares. Otros usan cuerda y anzuelo para pescarse la cena.

El turismo ha generado nuevas fuentes de ingreso para los locales, que venden sus productos al hotel y trabajan en éste.

Más Información
Via El Universal

Comentarios

  1. maria davila dice

    Quiero saber para viajar a africa del sur viviendo en estados unidos si necesito visa de entrada osea si tengo que hacer ese tramite antes de viajar o me dan visa entrando en el aereopuerto de ciudad del cabo africa del sur

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>